lunes, 20 de septiembre de 2010

LA OPINIÓN DEL CHURERO: ENTRE EL GLAMOUR Y EL ABANDONO


Fredy Amado Vera
fredyvera2010@hotmail.com

Los más jóvenes creen que los únicos que añoran los tiempos pasados son los "viejos" de más de 45, esos que como Amoroso, Mercedes y a veces Farina citan los programas de antes como ejemplos de una calidad que se ha perdido. Lo cierto es que nuestra televisión perdió algunos espacios que eran gratos para las señoras que se quedaban en la casa o para ser disfrutados en familia. Aquellos en los que las modelos modelaban, salían vestidas y si les descubrían un romance titubeaban con pudor al ser interrogadas. Uno sonríe con ternura al recordar lo comentado que fue en su momento el noviazgo de Verónica Chávez con Toyotoshi ...un cuento de hadas que terminó en boda.

Con dos canales que se disputaban la audiencia y hasta cuando surgió Telefuturo, no faltaban propuestas como "Tiempo de Moda" en Canal 13 y las producciones de la reconocida y respetada señora Noemí Gómez que lideraba con "Mujer" conducido por Pelusa Rubín, "A la hora del te" y también de chismes y farándula. Nada era como hoy en donde las chicas ejercitan una suerte de modelaje kamasutriano apareciendo en poses cada vez más obvias en cuanta publicación económica existe.

Las de antes trascendían por su ángel o por su falta de condiciones, pero no por el estilo poco pudoroso. Algunos criticaban la voz de Alejandra Prayones y su manía de inventar los colores: "ahora desfila Perla con una falda color galletita y un top color menta", estaba también Vivian Benítez que recientemente todavía se destacó como conductora de la mañana de Paravisión, Paola Hermann de una gran picardía y entrañablemente ligada a Tiger actualmente en Cocina Rica, la hermosa Lorena Arias y Luis Ríos el pionero del estilo farandulero. Se formaba gente para el espectáculo, no se trataba de imponer improvisados como nos sucede ahora.

No hay modelos de antes y modelos de ahora. Hay productores de antes y productores de ahora. Las y los modelos siguen existiendo pero ya no tienen lugar en las pantallas que han sido ganadas por el más chabacano exhibicionismo de partes íntimas y en donde una tirita en la cola se ha convertido en sinónimo de "lo que se usa" ¿usan quiénes? porque las novias, esposas, hermanas, madres e hijas de los televidentes siguen comprando prendas que las cubren, maquillajes, artículos cosméticos para los que no vemos espacio en la televisión. Eso es aspiracional, las mujeres querían ser como Verónica Chávez y vivir su cuento de hadas pero ¿les interesará ser compradas, golpeadas, abandonadas y engañadas como las que ahora muestra la TV?

  ©Template by Dicas Blogger.

TOPO